La decisión que tomó el Gobierno de estimular la contratación de mujeres se basa en la tasa de desempleo: la de ellas está 4 puntos por encima de los varones (12,1% y 7,7%, respectivamente).

Es por eso que las mujeres fueron tomadas en cuenta como beneficiarias del programa Mi Primer Empleo, que pagará a empresas que las contraten.

Lea: Estado pagará a empresas que contraten población vulnerable

Los fondos para pagarle a esas empresas provendrán de las diferentes instituciones. En este caso, el Instituto Nacional de las Mujeres (Inamu) anunció que contribuirá con más de ¢500 millones.

Lea también: Instituciones “abonarán” fondos para Mi Primer Empleo

Para la ministra de la Condición de la Mujer y presidenta ejecutiva del Inamu, Alejandra Mora este programa “tiende la mano” a la inserción en el mundo del trabajo que para las mujeres está “lleno de obstáculos” y eso lo demuestra la brecha de empleabilidad de más de un 3.8%.

El programa también busca insertar en el mercado laboral a jóvenes (menores de 35 años) y a las personas con discapacidad.

En estas poblaciones las tasas de desempleo son de 21,8% y 60%, respectivamente.

Si usted quiere beneficiarse en el programa inscríbase en la página www.miprimerempleo.cr.

Compartir