En junio pasado, la economía frenó su tendencia hacia la desaceleración, la cual mantuvo durante los 14 meses anteriores, según el índice mensual de actividad económica (IMAE).

A pesar del leve repunte, en junio la economía creció menos de la mitad de lo que había aumentado un año antes, según estimaciones del Banco Central de Costa Rica (BCCR).

Ana Gabriela Chaverri, gerente país de la consultora Manpower, cree que esa desaceleración sí impacta en la cantidad de contrataciones, pues las empresas actúan con más cautela.

Esa fragilidad impide a los economistas Edna Camacho y Luis Mesalles, de la Academia de Centroamérica, vaticinar mejoría en la generación depuestos de trabajo.

El ministro de Trabajo, Víctor Morales, tampoco se atreve a adelantar si habrá mejorías.

Por eso, Morales exhortó a las autoridades del Central a devaluar ya el colón respecto al dólar como mecanismo para estimular la producción, especialmente del sector exportador.

Ese, dijo, sería el complemento idóneo para la estrategia de generación de empleo que Trabajo echó a andar en conjunto con la Unión Costarricense de Cámaras y Asociaciones del Sector Empresarial Privado (Uccaep) desde el 2014.

Pero el presidente de ese foro, Rónald Jiménez, cree que hace falta más coordinación entre el Poder Ejecutivo, el Legislativo, el sector empresarial y los sindicatos, para echar a andar una verdadera política de creación de empleo.

Noticia obtenida de:

100_20130513bkJclu

Compartir