10 cantones emergentes de Costa Rica se preparan para atraer más inversión

Se ubican en regiones fuera de la GAMA y el objetivo es que puedan mejorar condiciones de promoción para inicios del 2018

San Carlos, Liberia, Carrillo, Orotina, Puntarenas, Pérez Zeledón, Limón, Pococí, Siquirres y Turrialba son cantones con un significativo grado de madurez y con visibles oportunidades para ser imanes de atracción de inversión fuera la Gran Área Metropolitana Ampliada (GAMA).

La Coalición de Iniciativas de Desarrollo (Cinde) los identificó como las 10 ciudades emergentes con mayor potencial para generar el establecimiento de nuevas firmas.

Este análisis forma parte de la segunda etapa de la estrategia de identificación y promoción que reforzó Cinde desde el 2013 en regiones fuera de la GAMA.

Algunas de estas zonas cuentan con empresas con varios años de operación y otras más recientemente establecidas.

Por ejemplo, del 2015 a la fecha, hay nuevos registros como el de Fruta Sana, firma del sector de industria alimentaria, así como Yellow Pallet, dedicada a la manufactura liviana. Ambas se ubican en Siquirres.

Actualmente, hay 18 compañías operando (dos en proceso de establecimiento) en regiones definidas como emergentes, y justamente 13 se ubican en alguno de esos 10 cantones mencionados, la mayoría en la región atlántica. .

Fases del estudio

En la primera etapa, se mapearon y analizaron las zonas.

En el 2015, gracias al estudio “Nuevas oportunidades de inversión en ciudades emergentes en Costa Rica”, se determinaron seis cantones como puntos claves de inversión y 21 ciudades más como zonas de influencia.

La segunda etapa –que se inició en enero pasado– conlleva un enfoque en las 10 comunidades de preparación en mejorar herramientas que les permita alcanzar un nivel de requerimientos similar al que puede ofrecer una zona de la GAM, explicó Margarita Umaña, directora del departamento de Planeación y Estrategia de Cinde.

“Esto no significa que no se continúe trabajando con otros cantones que también están en regiones emergentes; pero estas 10 comunidades sí llevan ventajas que se espera les permita estar listas a inicios del 2018 con sólida información de promoción internacional”, explicó Umaña.

A estas poblaciones se les dio una guía general que les ayudará a identificar y crear mejores condiciones para promover la inversión externa y local con la colaboración de los gobiernos locales, líderes, movimientos u organizaciones comunales.

El objetivo es que analicen su estado actual y detecten oportunidades de mejora en elementos fundamentales como infraestructura (electricidad, conexión, transporte, entre otros), recursos humanos (áreas académicas, técnicas, bilingües), incentivos y sector económico, es decir, actividades económicas en las que poseen fortalezas.

“Se trata de un esfuerzo triple hélice, en donde se requiere colaboración del sector gubernamental, académico y empresarial para que realmente exista un compromiso y se cumplan los objetivos”, externó Umaña.

De forma paralela, los pueblos trabajan un “GPS de talento humano”, proyecto hermano de la guía proporcionada por Cinde, con el que se intenta recabar una base de datos de recursos humanos muy específica, con perfiles de profesionales, técnicos y habilidades del personal existente.

Además, procura determinar el lugar de origen y capacidad de movilización de la región, es decir, detectar a quienes trabajan fuera y les interesaría regresar.

Lo anterior para conformar un reflejo más exacto de lo que ofrece cada comunidad y exponerlo de forma precisa y mejorada a los diversos inversionistas.

Fuente:

Buen Trabajo Costa Rica - Noticias El Financiero

Compartir
2017-09-19T15:47:05+00:00

Leave A Comment

close
Facebook IconYouTube IconTwitter Icon